viernes, 12 de junio de 2020

Ya está. Me sobra. Está todo en mi cabeza.
No necesito hacer eso cada hora.
Podría dejarlo. Podría hacer otra vida.
Muchos dirían que soy una estafadora
pero ojo de lo que diría yo de ellos,
de sus vidas, de su moral,
de lo que callan
y de lo que se arrepienten
que es más de lo que yo hago.
No debería tomar las pastillas
y ejercer.
pero aún así,
puedo hacerlo.

No hay comentarios: